Mudanza por matrimonio

Iniciar una vida nueva en compañía de nuestra pareja, bajo un mismo techo, también implica una mudanza. Aunque como todos sabemos es cada vez mas habitual que los novios compartan casa desde antes del matrimonio, pero en caso de que así no lo sea la mudanza de los bienes de cada uno de la casa de soltero o de la casa familiar se realiza unos días antes de la boda o unos días después.

Si la convivencia ya se había iniciado antes, la mudanza no supondrá ningún problema, pudiendo realizarla uno mismo o con la ayuda de la pareja. Ya que la casa en ese caso estará amueblada y ya dispondrá de todos los objetos de primera necesidad.
Si bien este tipo de mudanza suele ser local o regionalSalvo que la pareja pertenezca a diferentes regiones de origen o que tengan nacionalidades distintas, en cuyo caso tras la boda, podrían querer cambiar de lugar de residencia mudándose a la ciudad de origen de cualquiera de ellos.
En este caso, con la decisión del traslado y la compra de la vivienda, generalmente los muebles, objetos de decoración suelen ser nuevos, adquiridos por la pareja de acuerdo a su gusto. Sin embargo en algunos casos los recién casados deciden trasladar sus muebles de soltero a la nueva casa conyugal buscando sentirse cómodos y familiarizados con el nuevo hogar.
De este modo la mudanza en caso de matrimonio no suele ser algo complicado, no tanto como la compra de la nueva vivienda, la elección del viaje de novios, la fiesta de la boda etc… decisiones que implican sin duda alguna un mayor quebradero de cabeza..
Pero si tienes que contratar una empresa de mudanzas para tu mudanza al nuevo hora y empezar así  tu vida en matrimonio, busca una empresa de confianza, que te proporcione todas las garantías posibles.
Anuncios